miércoles, 16 de diciembre de 2009

Sobre el Alzheimer

Las últimas semanas estoy yendo a misa en un pueblecito de la sierra norte de Madrid, en el que hay una residencia de minusválidos psíquicos y síndrome de Down que aparecen por allí con gran alboroto y alegría. 

Es un buen ejercicio mental ponerse en su lugar y descubrir cómo se sienten  para poder comprenderlos, quererlos y ayudarles a expresar lo bueno que llevan en su corazón. ¡En eso consiste la empatía!

En el video que viene a continuación un grupo de actores hace lo mismo para concienciarnos y sensibilizarnos de la situación de los enfermos de Alzheimer. 

Algunos tenemos familiares o amigos en esta situación y me ha parecido interesante compartirlo con todos. Aquí va:




1 comentario:

Maria Jose Diaz dijo...

El otro dia, uno de los fisioterapeutas que trabajan en una asociación de personas mayores (muchas de ellas tienen Alzheimer) me comentó la ternura que le había inspirado un matrimonio mayor donde ella ya no se acordaba de quién era él. Yo le pregunté que qué es lo que le inspiraba ternura, ya que cuando a mi me lo contaba, me parecía algo dramático. Yo me ponía en la piel del marido, pensando cómo me sentiría si la persona a la que probablemente más había amado en esta vida (y que más me había amado a mi) actuase como si yo no fuera más que un desconpocido. Todos los momentos vividos, todos los recuerdos comunes, desvanecidos de repente.
Este fisioterapeuta me contestó algo así como: "Sí, eso pensaba yo, pero al ver el cariño con que él la cuidaba, pensé que ese tipo de amor vencía cualquier Alzheimer"
Me hizo pensar muchas, muchas cosas, entre ellas si yo llegaría a amar algún dia sin esperar nada a cambio.