viernes, 30 de octubre de 2009

A un amigo como tú

Hace unos días leí una frase que me llamó la atención y me ha hecho pensar: 'todos tenemos menos amigos de los que pensamos'. Seguramente es un hecho cierto. La mayoría tenemos experiencia de "amigos" que en los momentos necesarios no han sido tales o no han estado a la altura de las circunstancias.

Pero no es menos cierto que hacen falta pocos amigos de los de verdad para que nos sintamos acompañados en nuestro caminar y ayudados en los momentos difíciles.

Cuando hablamos de la amistad solemos pensar casi siempre en términos de lo que me aportan los amigos más que en términos de lo que yo les aporto a ellos. La historia de la semana de este finde trata precisamente de lo que yo hago por mis amigos, de lo que estoy dispuesto a aportarles sacando de mi corazón lo mejor que tengo. 


Se titula A un amigo como tú ... y por supuesto va dedicado a tod@s los que seguís esta sencilla e ilusionada historia semanal.


===========================
A un amigo como tú ...

No puedo darte soluciones para problemas de la vida,
ni tengo respuestas para tus dudas o temores.
Pero puedo escucharte y buscarlas junto contigo.

No puedo cambiar tu pasado ni tu futuro.
Pero cuando me necesites estaré junto a ti.

No puedo evitar que tropieces,
solamente puedo ofrecerte mi mano

para que te sujetes y no caigas.

Tus alegrías, tus triunfos y tus éxitos no son míos,
pero disfruto sinceramente cuando te veo feliz.

No juzgo las decisiones que tomas en la vida.
Me limito a apoyarte a estimularte y ayudarte si me lo pides.

No puedo trazarte límites dentro de los cuales actuar.
Pero sí te ofrezco el espacio necesario para crecer.

No puedo evitar tus sufrimientos
cuando alguna pena te parte el corazón.

Pero puedo llorar contigo
y recoger los pedazos para armarte de nuevo.


No puedo decirte quién eres, ni quién deberías ser.
Solamente puedo quererte como eres y ser tu amigo fiel.

En estos días me puse a recordar
a mis amistades más preciosas:
 
tengo más amigos de lo que imaginaba.

Es lo que me dicen y me demuestran.

0 comentarios: