viernes, 11 de enero de 2013

Lecciones de la vida

Estrenamos un nuevo año y parece momento oportuno de hacer un poco de balance del año que ha pasado en nuestras vidas.

Es evidente que la experiencia va creciendo con la edad (o al menos debería ser así) y con el paso del tiempo vamos afrontando las vicisitudes de la vida con una visión más serena y sosegada, alcanzando poco a poco una mayor madurez.

El texto que comparto esta semana es un extracto de una columna publicada en un periódico americano, The Plain Dealer, y está escrito una periodista llamada Regina Brett.

Bajo el título de Lecciones de la vida, plantea una serie de ideas que reflejan muy bien una visión madura de la vida en la línea de lo que venimos recogiendo en el blog. 

De entre las cosas que dice a mí me encanta lo que afirma de algo tan sencillo como es el salir todos los días, pues los milagros esperan en todas partes.

Así que aquí la compartimos esperando que os gusten.

==================
Lecciones de la vida

 * La vida no es justa, pero aún así es buena.

* La vida es demasiada corta para perder el tiempo odiando a alguien.

* Tu trabajo no te cuidará cuando estés enfermo. Tus amigos y familia sí. Mantente en contacto.

* Llora con alguien. Alivia más que llorar solo.

* Haz las paces con tu pasado para que no arruine tu presente.


* Respira profundamente. Eso calma la mente.

* Elimina todo lo que no sea útil, hermoso o alegre.

* Nunca es demasiado tarde para tener una niñez feliz. Pero la segunda sólo depende de ti.

* Nadie es responsable de tu felicidad, sólo tú.


 
* Ante todo supuesto "desastre" piensa: "dentro de cinco años, ¿esto importará?"

* Perdónales todo a todos.


* Lo que las otras personas piensen de ti, no te incumbe.

* Por más buena o mala que sea una situación, algún día cambiará.



 * Todo lo que verdaderamente importa al final es que hayas amado.

* Sal todos los días. Los milagros están esperando en todas partes.

* Lo mejor está aún por llegar.

* No importa cómo te sientas... arréglate y preséntate.

* La vida no está envuelta con un lazo, pero sigue siendo un regalo.


La Historia de la Semana

0 comentarios: